lunes, 4 de noviembre de 2013

COMO EL VINO...

Buscarás mis contornos aguerridos
en la suave persistencia donde mora
la ternura del zorzal que no ha perdido
esos aires de conquista ganadora.

Dejaré que mi piel quede bañada
por la suave caricia de tus manos
y con esa sonrisa coquetona
te diré mi amor, cuanto te amo.

Bien tu sabes, que soy parca en palabras
que prefiero prender fuego a tus encantos.
Qué se encienda la mecha del deseo
poco a poco, sin que haya ningun espanto.

Es por eso que me callo cuando veo,
que el incendio está ya descontrolado,
que quisiera ya fundirme en tu cuerpo
como uno, como uno sin quebranto.

Es en esas ocasiones donde estalla
un suspiro que asemeja a un quejido,
resultado del leño en la hoguera
que asemeja a beber el mejor vino.

be bj 


2008


No hay comentarios:

Publicar un comentario